Comunistas presentaron al gobierno su propuesta constitucional

comunistas.jpgCrónica Digital, Santiago de Chile, 15 de septiembre 2015

El sistema democrático chileno debe ser representativo y con un sistema multipartidista; el Estado chileno debe tener un carácter plurinacional y multicultural; debe existir un Parlamento con una sola Cámara; el país debe tener una economía mixta y los derechos sociales deben estar garantizados constitucionalmente; debe terminar la doctrina de la “seguridad nacional” y del “enemigo interno” al interior de las Fuerzas Armadas y policiales.

Esos son posicionamientos esgrimidos en la propuesta de Nueva Constitución hecha por el Partido Comunista de Chile y que este lunes 14 de septiembre fue entregada al Ministro del Interior, Jorge Burgos, por varios integrantes de la dirección de la colectividad, encabezada por el presidente del PC, Guillermo Teillier.

El documento se titula “Una Nueva Constitución. Hacia un Estado más democrático” y plantea de manera concreta los contenidos que debería tener una Carta Magna del país, en el marco de análisis y discusión constitucional, que incluye el proceso constituyente planteado en el programa de la Nueva Mayoría.

El texto está dividido en las temáticas consideradas fundamentales por los comunistas: La soberanía debe radicar en el pueblo; Chile debe ser una república democrática, representativa y participativa; Congreso Unicameral; Economía mixta; El derecho de propiedad;  Disminuir la desigualdad;Desarrollo Sustentable y Sostenible; Respeto a los derechos humanos fundamentales; Democracia y Equidad de Género; Democracia y derechos sociales y colectivos; Estado Unitario y descentralizado.

Como síntesis, los comunistas plantean que la nueva Carta Fundamental debe reflejar “la época de cambios que el país vive” y garantizar “el pleno respeto a los derechos fundamentales de chilenas y chilenos, incluidos no solo los derechos y libertades individuales, sino también los derechos políticos, sociales, económicos, medioambientales, que signifique un mejoramiento sustantivo en las condiciones y calidad de vida del pueblo”.

La propuesta del PC habla de que “la soberanía debe radicar en el pueblo, titular de la potestad constituyente originaria”, y que debe existir un sistema democrático representativo, “con un sistema multipartidista que fomente la cultura política de la población”.

descarga.jpg

Se indica que “las Fuerzas Armadas han de estar subordinadas a las autoridades del Estado elegidas por la ciudadanía, y debe erradicarse de ellas toda doctrina de confrontación o represión contra el pueblo así como la doctrina extranjera de la llamada ‘seguridad nacional’ que concibe al pueblo como ‘el enemigo interno’”.

Para el Partido Comunista, la Constitución debe establecer que “Chile debe ser una república democrática, representativa y participativa, cuyo Estado unitario y descentralizado debe reconocer su diversidad, su carácter plurinacional y multicultural con respeto pleno a la identidad propia de los pueblos indígenas y en condiciones de igualdad”.

Además, se considera un “sistema multipartidista (que) fomente la cultura política de la población”.

descarga.png

Se añade que “el mandato de los Presidentes de la República debe ser de 4 o 5 años, con posibilidad de reelección”.

Sobre el Poder Legislativo, para los comunistas debe haber un Congreso unicameral, es decir, “un Parlamento con una sola Cámara, elegido proporcionalmente en relación al número de habitantes, eliminando toda discriminación para postular a dichos cargos”.

Se manifiesta que “debe terminarse con la institución  medioeval de los fueros, y proceder a una adecuación general de la dieta y demás beneficios exagerados de los parlamentarios y las facultades de fiscalización deben ser de obligatorio cumplimiento para el gobierno; debe igualmente ponerse fin al secretismo parlamentario”.

En cuanto a la estructura económica, el planteamiento del PC es que haya una “economía mixta” con un papel preponderante del Estado para posibilitar “mejores condiciones de vida para el pueblo. Una economía mixta es una economía flexible y se corresponde con nuestro tiempo histórico”. Se habla también de poner fin “a la concepción del Estado ‘subsidiario’”.

Se sostiene también que “el  Estado debe tener el dominio absoluto, exclusivo, inalienable e imprescriptible de los yacimientos mineros y de todos los recursos naturales de toda índole” y se dice que “el cobre debe ser efectivamente renacionalizado”.

El texto de características de la Nueva Constitución presentado por el PC habla de contar en el país con un “desarrollo sustentable y sostenible” y se sostiene que “el modelo de desarrollo nacional debe apuntar a la integración de los factores productivos y el medio ambiente”.

También se manifiesta que “la nueva institucionalidad debe ser particularmente cuidadosa en el establecimiento y debido resguardo de los derechos humanos básicos como, por ejemplo, la vida, la integridad física y psíquica, la libertad de pensamiento y de expresión, el derecho a la información, a la verdad, a la justicia, a la reparación, al acceso a los bienes culturales, a la participación igualitaria en los asuntos de la política y el Estado, es decir los llamados derechos de primera, segunda y tercera generación y con estricto respeto a las Convenciones y Tratados Internacionales suscritos por Chile en estas materias y que han sido objeto de observaciones por los organismos internacionales”.

Se aborda el tema de equidad de género, se dice que “Chile está en deuda con las mujeres” y se afirma que “una democracia efectiva debe integrar el género de forma transversal, a fin de consagrar los derechos humanos de las mujeres en el texto constitucional y además rediseñar las instituciones que reproducen las inequidades entre hombres, mujeres y transexuales”.

En un punto del documento, el PC señala que “la nueva Constitución debe garantizar de modo especial los derechos sociales que consagre, asumiendo el Estado una responsabilidad propia que no excluye del cumplimiento de estos derechos a todos los integrantes de la sociedad”.Específicamente se indica que “no es necesario mantener el Tribunal Constitucional como una instancia que rigidiza la interpretación de la Constitución. Este Tribunal debiera convertirse en un Tribunal de Derechos Constitucionales encargado de cautelar el futuro régimen de derechos y libertades. Como Tribunal especializado, sería similar a los tribunales ambientales, penales, laborales, etc. Esto da cuenta de la importancia de los derechos y sus fallos serían apelables antes las Cortes”.

Se plantea la existencia de un “Estado unitario y descentralizado”, al punto que se reconozca “la posibilidad de crear Estatutos de Autonomía”.

Se apunta que “el Estado unitario debe ser, sin embargo, reformulado y atenuado por cuanto esta opción ha significado desaprovechar las ventajas y condiciones propias del país en su conjunto”.

El PC manifiesta la necesidad de “promover el desarrollo regional y gobiernos comunales” creando “estatutos de autonomía territorial con competencias y facultades especiales de gestión y manejo puede ser una herramienta significativa en materia de descentralización”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.