Ejército habla del rol de subalternos en dictadura: «Tuvieron que obedecer y cumplir órdenes de sus superiores»

Tomado de emol

El comandante en jefe del Ejército, Humberto Oviedo, encabezó hoy la ceremonia de juramento a la bandera, donde participaron 1308 militares de entre 18 y 23 años -además de reservistas de mayor edad-, ocasión en la que reflexionó sobre el cumplimiento del deber de subtenientes, cabos y soldados conscriptos que establece el Código de Justicia Militar vigente y que data de 1944.
Las palabras del jefe máximo de esta rama de las Fuerzas Armadas se dan en medio de los dichos de la Presidenta Michelle Bachelet, presente en el acto, quien afirmó esta semana que cumplirá su promesa de cerrar Punta Peuco, penal donde militares en retiro cumplen condena por violaciones a los derechos humanos. 
«Estimo propicio en esta ocasión ahondar y reflexionar brevemente respecto al profundo sentido del cumplimiento del deber, entendido como la acción voluntaria y predisposición positiva para cumplir las obligaciones inherentes al servicio, como consecuencia de un mandato o imposición de un superior jerárquico», comenzó diciendo Oviedo.
Agregó que «dicho considerando ha llevado que a lo largo de nuestra historia, no exenta de guerras, crisis, conflictos y desencuentros, los actores militares de menor graduación, dentro de los que están subtenientes, cabos y soldados conscriptos, hayan tenido que obedecer y cumplir órdenes de sus superiores».

«Pero que dadas las circunstancias que siempre contextualizan las decisiones y sobretodo, las más extremas a que se puede enfrentar todo ser humano, se vieron impedidos de objetarlas o representarlas y que incluso, habiéndolo hecho, fueron obligados a cumplirlas», completó el general.
Tras ello, Oviedo señaló que «es así que hoy, esas actuaciones son observadas exclusivamente desde el prisma de nuestro tiempo, sin analizar ni considerar la situación concreta ni el contexto histórico y político en que tuvieron lugar. En la actualidad, muchos de los entonces jóvenes militares, comparten junto a sus familias un destino impensado, angustiante y muy doloroso».
«Considero que como sociedad debemos ser capaces de legar a las generaciones venideras, un clima de paz, armonía y esperanza permanentes, que nos permita aspirar a un futuro plenamente conciliados, conscientes de que somos parte de un mismo Chile», dijo el comandante en jefe, antes de volver a centrar su discurso en el juramento de la bandera desarrollado este domingo frente a La Moneda.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.